Veguenza!: La otrora "revolucion cubana" recibe una limosna de cuatro millones de euros para la "mod

El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, y el comisario de Cooperación Internacional ...

Brasil: Tras escándalo con el exjuez Sergio Moro, piden no anular condena al expresidente Lula

La Procuraduría de Brasil expresó este viernes su rechazo a la posibilidad ...

Lo que dejó la visita de Bachelet a Venezuela

El 5 de julio, Michelle Bachelet, alta comisionada de Derechos Humanos de ...

Hay una tercera vía para evitar una guerra con Irán

Durante los últimos dos años y medio, el gobierno del presidente estadounidense ...

Moro diz que havia autorização legal para grampo de Dilma e que 'nada foi liberado a conta-gotas'

O ministro da Justiça, Sérgio Moro, foi questionado nesta quarta-feira (19), em ...

Cuba


Planificación central de la economía, ¿pa' qué? PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Lunes, 03 de Junio de 2019 22:01

 


Por ELÍAS AMOR.- 

El régimen castrista anuncia el comienzo del proceso de elaboración del plan económico para 2020, el principal instrumento para intervenir en la economía estatal. La información en Trabajadores habla del comienzo de las asambleas de análisis con los trabajadores de la elaboración del plan de la economía y el presupuesto correspondiente al próximo año. Una iniciativa que pretende conseguir un plan más participativo y flexible, de acuerdo con los deseos del ministro de Economía y Planificación. La pregunta, parafraseando a Fidel Castro en referencia a las elecciones, es: ¿pa' qué?

La confianza en la planificación económica durante seis décadas es responsable directa del atraso y empobrecimiento general de la economía castrista. Y ahora, inasequibles al desaliento, se han lanzado a lo que llaman "identificación de las reservas internas y las fortalezas en cada territorio y empresa, explotar las potencialidades del encadenamiento productivo y exportar más, sin poner límites al crecimiento productivo". Ojalá lo consigan, pero lo veo complicado.

El comunismo introdujo la planificación central de la economía como alternativa al mercado en la asignación de recursos siempre escasos para los fines alternativos. Al sustituir el mecanismo de oferta y demanda, y el ajuste de los precios, por decisiones de burócratas planificadores casi siempre alejados de la realidad y enredados en dudosos cálculos de calorías, pesos y otras maldades, el sistema económico cubano se volcó patas arriba en cuestión de años.

Desde el primer momento, los economistas que todavía ejercían sus cargos al frente de las empresas que aún no habían sido confiscadas para pasar a la propiedad del Estado, se percataban que el modelo iba camino del desastre. Y así ha sido. La planificación de la economía castrista tiene como mérito no haber acertado ni un solo ejercicio en sus previsiones, y en concreto, desde 2006, con la apertura de pequeños espacios a la actividad privada, los resultados son cada vez peores.

¿Por qué ocurre esto? ¿Por qué a pesar de la insistencia de las autoridades y los esfuerzos realizados en la preparación de la dirección administrativa y de los trabajadores para mejorar los resultados de la planificación, los resultados son cada vez peores? ¿Estamos ante una exigencia de cambio real de la economía castrista?

Se puede pensar lo que se quiera, pero entiendo que sí. Por un lado, los burócratas continúan enfrascados en sus cálculos y estimaciones que parecen no acabar nunca, con cada vez mayor volumen de normas, regulaciones y disposiciones. Antes era fácil "planificar", con escuchar un largo y aburrido discurso de Fidel Castro, ya se sabía cómo había que cuadrar las cuentas. Ahora la cosa está peor.

Por lo pronto, hay que leerse, una panoplia de documentos tan aburridos como inservibles, como son la nueva Constitución, o la denominada Conceptualización del Modelo Económico y Social Cubano de Desarrollo Socialista. Incluso los más optimistas deben leer las Bases del Plan Nacional de Desarrollo Económico y Social hasta el 2030, y por último si aun quedan ganas, los llamadosLineamientos de la Política Económica y Social del Partido y la Revolución para el período 2016-2021.

Como dicen en Trabajadores, "a esos documentos deben unírseles discursos, intervenciones, indicaciones y artículos referidos al asunto, que servirían de fundamento para realizar propuestas con 'todos los hierros', con definiciones claras y carácter estratégico". Con tanta lectura, y tanto hierro, las decisiones económicas pierden esa espontaneidad y riqueza que les otorga el mercado cuando el objetivo es satisfacer al consumidor.

Al final, la planificación es un juego que acaba dando un mal resultado. Porque, si bien por un lado se quiere que todo el mundo participe, y tengo mis dudas que ello sea fácil de conseguir, por otro lado, desde el ministerio (antes la JUCEPLAN comunista) nada se deja a la improvisación, y se establecen las premisas para el plan, para que nadie se salga ni una sola coma del guion que interesa realmente a la cúpula dirigente.

Esto es lo que hay. Por desgracia la prioridad en la atención al cliente, se sustituye por unas indefinidas "potencialidades para contribuir más a las estrategias y prioridades de la economía", y al final acaba dando lo mismo.

Lo realmente preocupante es que se dediquen a jugar a este juego peligroso, tal y como están las cosas. La economía cubana no da para más y ha agotado sus motores de cola, por lo que habrá que pensar en ir cambiando sobre la marcha. Ya ha habido algunos sustos en forma de ausencia de productos en los mercados, pero llegarán tiempos peores.

No hace falta ser un estratega para saber que las cosas van a ir a peor, y que el año 2020 se va a caracterizar por una situación de falta de divisas, de endeudamiento externo insoportable que asfixiarán más aún a la empobrecida economía cubana, sin que nadie mueva un solo dedo.

El diseño del plan, si es que insisten en esta majadería comunista, debería ir orientado a potenciar al máximo lo que funciona en la economía cubana, pero las prioridades ideológicas y los complejos históricos impiden a las autoridades del régimen adoptar las decisiones fundamentales para situar a Cuba en un plano de igualdad con el resto de países de su entorno. Eso significaría más mercado, más derechos de propiedad, más libertades económicas, más sector privado empresarial. Un plan que permita que el sector privado asuma el funcionamiento global de la economía, concentrando el mayor porcentaje de recursos, y ello promovido por medio de una privatización acelerada del capital productivo y empresarial del país.

Los estudios confirman que las ganancias de productividad y la generación de valor en la economía cubana se encuentran en los pequeños negocios del trabajo por cuenta propia y las iniciativas emprendedoras. No tiene sentido continuar frenando a estos agentes económicos en beneficio de empresas estatales deficitarias y un sector presupuestado que ahoga el país. La planificación central de la economía se debe retirar para dejar al mercado que ocupe su espacio.

De nada sirve establecer prioridades como "incrementar las producciones o los servicios con destino a la exportación y satisfacer las demandas de las entidades exportadoras; lograr el máximo aprovechamiento de las capacidades existentes, y asegurar los procesos dirigidos a satisfacer las demandas de la economía interna, fundamentalmente de alimentos, transportación, informatización de la sociedad, vivienda, materiales de la construcción, fuentes renovables de energía, medicamentos y turismo", si los agentes económicos que están involucrados en ellos no son capaces de impulsar estos objetivos y se encuentran tan limitados y condicionados en su funcionamiento, que apenas pueden sobrevivir.

DIARIO DE CUBA

Última actualización el Miércoles, 12 de Junio de 2019 04:36
 
Un largo y degradante 'Periodo Especial' PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Sábado, 01 de Junio de 2019 23:10

Por ANDRÉS REYNALDO.- 

El arroz. El pollo. El aceite. La letanía de la escasez une a tres generaciones de cubanos en la perpetua vigilia de la supervivencia. ¿Hasta cuándo? La posibilidad del pronóstico queda anulada por la costumbre arraigada en una miseria profunda, muda, fundada también en nuestra ligereza, en nuestra desmemoria.

Hay jóvenes que recuerdan la década los 80 como una era próspera. Algunos viejos te hablan de la abundancia de los años 60. ¿Prosperidad? ¿Abundancia? Hanna Arendt observaba que necesitamos el olvido para aliviar la neurosis de la opresión, la recóndita certeza de que nuestra conformidad (por miedo, oportunismo y hasta por idealismo) implica una colaboración.

Así como se olvida para quedarnos sin culpa, también olvidamos para regresar sin culpa. Los frijoles. El jabón. La leche. Hay de todo, aseguraban los viajeros en plena apertura obamista. De todo, repiten con sus dólares en los bancos de Miami los cuentapropistas, a quienes la dictadura ha convertido en un freno de las libertades. Lo dicen los heraldos del cambio-fraude en la misma página del periódico donde aparece una turba de habaneros sin dientes, vestidos como se visten los desamparados de Bangladesh, peleando por un pollo escuálido y mal desplumado, un pescado pasado de fecha, alguna indescifrable masa cárnica o un pomo de detergente que deja en la ropa un olor a naranja agria.

El ilusionismo moral se corresponde con el ilusionismo del objeto. Las cosas se alteran y falsifican con tal de hacerlas parecer lo que antes eran en Cuba y lo que siguen siendo fuera de Cuba. Uno de mis parientes, en Encrucijada, se gana sus pesos dándole aromas alegadamente auténticos a las vituallas de emergencia. ¿Morcilla de claria que huele a chorizo español? ¡Hmmmm! El sabor, aclara el pariente, no puede garantizarse más allá de cierto punto de cocción.

Treinta años antes del "Periodo Especial", una vecina en mi edificio asombraba a grandes y chicos con unos cakes de merengue sin huevo que minutos después de la foto cumpleañera se desplomaban en líquida avalancha. Enorme fama en La Habana Vieja tenía por entonces Terry, un reformador de zapatos capaz de convertir un par de botas cañeras en unas botas de tacón Hollywood con cierre de zipper y punteras de estilete.

Al paso del tiempo, a pesar de sucesivas temporadas de cárcel en castigo a su inventiva, Terry extendió su ingenioso portafolio. Derritiendo un excedente de volátiles ollas de presión búlgaras, fabricó elegantes cafeteras de diseño italiano que sobrepasaron la demanda de la población y los recursos del cuerpo de bomberos. Entre sus mayores aciertos estuvieron la falsificación de las etiquetas de cuero que llevan los jeans marca Lee y unos quinqués de hojalata con su adecuado suministro de contrabandeada luzbrillante.

El ciudadano sin oportunidad de escapar de la penuria a través del robo, el intercambio informal, los favores oficiales o las remesas y paquetes del exilio, queda atrapado entre la picaresca del Estado y la picaresca de los buscavidas. Uno lo obliga a comprar picadillo de soya y el otro le vende bisté de frazada.

Algunos de estos buscavidas se inscriben en la leyenda del barrio. En el umbral de la Ofensiva Revolucionaria de 1968, un fritero apodado Malanga vendía sángüiches de pavo a la puerta de mi secundaria en Tejadillo y San Ignacio. "Ave de altura", decía Malanga celebrando la calidad de los sángüiches tostados a la plancha con jugosas rebanadas de tomate y un picotillo de lechuga y cebolla. Hasta que un día su foto apareció en el periódico, convicto por vender carne de aura tiñosa.

El anónimo y sucinto redactor de la nota tuvo la exquisitez epistemológica de poner el nombre científico de la especie: Cathartes aura. Considerada la masa de tres a cuatro libras por ejemplar y la frecuente cadena de desayuno y almuerzo, por no agregar ocasionales meriendas y comidas, debo haberme despachado una cantidad de tiñosas que excede el número de la bandada para situarse cómodamente en el rango de población. ¿Cathartes aura?, nos preguntamos aún algunos viejos amigos frente a una buena posta.

Hambre y revolución son sinónimos para los cubanos. "Comida de pobre", decía mi abuela cuando nos servía picadillo, arroz, frijoles negros y plátanos maduros. Luego, sería un lujo. Aquello que para ella fue pobreza en el machadato llegaría a ser para mí un privilegio en el castrismo. La carne. ¡Oh, la carne! El café. La sal. A lo largo de 60 años la escasez es la cotidiana espiral de nuestra degradación.

DIARIO DE CUBA

Última actualización el Miércoles, 05 de Junio de 2019 04:39
 
Por qué fracasan las conversaciones Maduro Guaidó en Oslo PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Viernes, 31 de Mayo de 2019 05:25

 

Resultado de imagem para fracasan las conversaciones venezolanas en Oslo

Por Jorge Hernández Fonseca.- 

En la Venezuela de hoy, hay dos posibilidades: 1) Negociar con Cuba. EUA, el Grupo de Lima y Europa negociar con la Habana. 2) Organizar una fuerza militar internacional latinoamericana, con soldados venezolanos y apoyados militar, logística y financieramente por EUA, para tirar del poder por la fuerza a Maduro Cabello y comparsa.


Por qué fracasan las conversaciones Maduro Guaidó en Oslo

Jorge Hernández Fonseca

31 de Mayo de 2019

Por la segunda vez fracasan las conversaciones Maduro-Guaidó en Oslo. Estos fracasos sucesivos sólo demuestran una realidad: Para solucionar la crisis venezolana mediante conversaciones, no es con Maduro con el que habría que negociar, habría que negociar con La Habana. A su vez, no es Guaidó el interlocutor con el cual La Habana se sentaría a negociar la solución de la crisis venezolana, sino con los representantes de Donald Trump. Maduro jamás va a negociar su salida del poder; Cuba si lo haría, como ya estuvo dispuesta a hacerlo.

La Habana inició este ciclo negociador entre venezolanos en Oslo, porque dio garantías a la oposición de tirar del poder a Maduro y convocar elecciones limpias. Era porque Trump había prometido que si Cuba retiraba “sus hombres” de Venezuela, propiciaría un nuevo acercamiento a la Habana, que resolvería muchos de sus problemas. Así, los cubanos proyectaron para Venezuela una solución al estilo Nicaragua, con Padrino jefe del ejército, Cabello al frente del partido chavista y donde el único sacrificado sería Maduro. Aunque perdieran las elecciones ahora, siempre habría como retomar el poder, al mejor estilo Daniel Ortega en Nicaragua.


La oposición política cubana de Miami, protestó ante Trump, que dio marcha atrás a su promesa de abrirse a la Cuba castrista (lo cual eternizaría la dictadura cubana) y las cosas volvieron a la posición cero. De esa manera, Cuba nunca colaboraría con Guaidó para eliminar a Maduro. En esta segunda ronda de negociaciones, Guaidó ignoró que ya la Habana no tiraría a Maduro, porque ya Trump no se abriría con la isla. La conversación Guairó-Maduro se trabó precisamente cuando el dictador venezolano se negó a abandonar el poder, sin ganar nada.


En la Venezuela de hoy, hay sólo dos posibilidades: Primero: Negociar con Cuba, es decir EUA, el Grupo de Lima y Europa negociar con la Habana. En segundo lugar, organizar una fuerza internacional latinoamericana, con soldados venezolanos y apoyados militar, logística y financieramente por EUA, para tirar del poder por la fuerza a Maduro Cabello y comparsa.


La variante de una negociación con Cuba que implique compromisos de subsistencia de la dictadura castrista, sería --además de inmoral-- inaceptable para el sufrido pueblo cubano. Por ello, lo que se impone es la organización de una fuerza que se oponga a Maduro, en el mismo terreno con que el dictador venezolano ha enfrentado a la oposición pacífica: una fuerza militar.

Artículos de este autor pueden ser encontrados en http://www.cubalibredigital.com

Última actualización el Martes, 11 de Junio de 2019 06:16
 
Cuba, a la tercera va la vencida PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Miércoles, 29 de Mayo de 2019 03:56

 

Imagem relacionada

Por ROBERTO ÁLVAREZ QUIÑONES.- 

Dice un adagio milenario que a la tercera va la vencida. Es lo que podría suceder en Cuba cuando Nicolás Maduro sea sacado del poder. No habrá un tercer mecenas.

Poco después de la desintegración de la URSS y el desplome de la economía cubana en un 35%, con "Periodo Especial" y "Opción Cero" incluidos, salió Hugo Chávez como del sombrero de un mago y Venezuela comenzó a  amamantar al castrismo. Pero ahora con ese país en la peor crisis de su historia y el chavismo haciendo aguas no se ve en el horizonte a ninguna otra nodriza que se haga cargo de la criatura.  La dictadura cubana se quedará  sin mecenas.

Algunos académicos han calculado que la URSS entregó a Cuba subsidios por 35.000 millones de dólares entre 1961 y 1991, y  que esa cantidad ya fue superada por Venezuela, que envió 37.200  millones entre 2000 y 2018.

Esas cifras son inferiores a las reales, pues no hay acceso a fuentes oficiales para conocer las verdaderas. Pero el monto no importa tanto como el crimen que cometen Raúl Castro y su Junta Militar al mantener un sistema socioeconómico que colapsa si no recibe dinero extranjero regalado. Como admitió Fidel Castro en un lapsus de senectud que tuvo en 2010: "no funciona".

Además de las subvenciones bajo el manto  de "cooperación bilateral" (créditos para cubrir los déficits comerciales de Cuba, y otros créditos que Castro nunca pagó),  Moscú regaló a Cuba decenas de miles de millones de dólares en armamentos y en operaciones triangulares de reexportación del petróleo que le "sobraba" en su cuota del CAME. O sea, en 30 años Cuba recibió de la URSS mucho dinero en rubros enmascarados que ambos gobiernos disimulaban.

El armamento soviético fue la espina dorsal del castrismo

El armamento  incluyó tanques, aviones de combate de más de siete millones de dólares cada uno —como los MIG-23—, cohetes y cañones, baterías antiaéreas, helicópteros, fragatas, navíos torpederos, radares y tecnología de espionaje, cientos de miles de fusiles, ametralladoras, morteros, vehículos blindados, miles de camiones, jeeps  y  todo el avituallamientopara el que se convirtió en el Ejército más grande (300.000 efectivos) y poderoso de América Latina luego del brasileño. Incluso la URSS desplegó en la Isla 42 misiles nucleares que podían destruir a Nueva York y Washington.

Aquellos miles de millones de dólares no fueron directamente a la economía, pero fueron la espina dorsal del castrismo. Permitieron a Fidel Castro endiosarse y traicionar el prometido programa político populista y socialdemócrata del Moncada e imponer un sistema comunista para eternizarse en el poder.

Fue todo un pacto mafioso. Moscú convirtió a Cuba en punta de lanza para la expansión soviética en las Américas y su enfrentamiento con Washington, en sus narices. Y Fidel Castro se hizo de tal poder militar real que dio rienda suelta a su megalomanía. Intervino militarmente en países de Latinoamérica y envió casi 500.000 soldados a combatir en guerras africanas y Medio Oriente en las que murieron inútilmente miles de cubanos

Petróleo regalado, principal rubro de exportación cubano

Al ingresar en el CAME, en 1972, a Cuba le asignaron una cuota de petróleo que en los años 80 llegó a 13 millones de toneladas anuales. Por su pequeño tamaño la economía cubana solo consumía entre 10 y 11 millones de toneladas y Moscú ni siquiera enviaba ese crudo sobrante a la Isla, lo vendía en el mercado capitalista y le entregaba las divisas a los Castro.

Las estadísticas oficiales dicen que en los años 80 el azúcar representaba el 73% de todas las exportaciones y casi el 90% de las divisas que obtenía el país. Falso.  Según me dijo off the record Humberto Pérez, presidente de la JUCEPLAN (hoy Ministerio de Economía), a mediados de los años 80 las reexportaciones de petróleo soviético superaban las exportaciones de azúcar.

En esa década el precio mundial del azúcar se movió entre cinco y 12 centavos la libra, pero Moscú pagaba a Cuba  45 centavos la libra.  Y aun pagando nueve y diez veces más por el azúcar, y por otros productos cubanos el déficit comercial con la URSS era astronómico.

Conservo en papel de teletipo, ya amarillento, un reporte de la agencia AFP de 1995 que revela que entre 1961 y 1991 el déficit total del comercio exterior cubano fue de 24.687 millones de dólares, de los cuales unos 20.000 millones fueron con la URSS. Entre el 75% y el 85% del comercio exterior total cubano era con la URSS y sus satélites. Solo entre 1984 y 1991 el desbalance comercial cubano fue de 16.084 millones de dólares, con un pico de 2.740 millones en 1989, y casi todo fue con la URSS.

Con respecto a Venezuela,  el dinero regalado a los Castro superó los 37.200 citados, pero el secretismo —típico de los mafiosos— en las relaciones Caracas-La Habana imposibilita cuantificarlo. Chávez y Maduro utilizaron instituciones estatales como Bandes, Fondes y otros, para conceder créditos multimillonarios que La Habana nunca devolvió.

Durante unos 15 años Venezuela entregó a Cuba más de 115.000 barriles diarios de petróleo. Según Horacio Medina, exejecutivo de PDVSA, en muchas ocasiones Caracas enviaba a Cuba 125.000 barriles diarios, que sumados a los 50.000 producidos en la Isla sumaban 175.000 barriles. Pero el consumo cubano no llegaba a 120.000 barriles y los Castro exportaban ese excedente, que reportaba hasta 1.000 millones de dólares anuales.

O se liberan las fuerzas productivas, o Cuba será otro Burundi

Hoy irónicamente es el "Imperio" la mayor fuente de divisas de Cuba, con remesas, paquetes y turismo por valor de unos 7.000 millones de dólares anuales. Pero no es suficiente. Y lo será menos si se ponen en vigor nuevas sanciones de EEUU. La parasitaria economía castrista requiere de no menos de 15.000 millones de dólares anuales para mantener el precario nivel de vida de los últimos años. ¿De dónde los va a sacar?

El país produce y exporta cada vez menos. Incluso tiene que importar azúcar para cumplir sus compromisos con China. En 2018 importó 40.000 toneladas métricas de azúcar desde Francia. Y la producción de níquel cayó de 72.530 toneladas en 2011, a menos de 50.000 en 2018.

La expoliación de médicos cual esclavos en el extranjero sufrió un batacazo con la salida de 8.000 galenos de Brasil. El turismo da poco dinero neto, pues de cada dólar captado salen de la isla 65 centavos para importar lo necesario para mantener esa industria funcionando. Y Washington anuncia que va a acabar con el turismo disfrazado de estadounidenses en la Isla.

Según fuentes creíbles, las conversaciones en Noruega entre dictadura y  oposición venezolanas fueron una iniciativa de Raúl Castro, ya dispuesto a sacrificar a Maduro con tal de que le sigan enviando petróleo gratis y permanezcan en Venezuela los médicos cubanos. Pero si la oposición pactase con el régimen chavista, el Gobierno de transición resultante no podría regalar más petróleo a Cuba y Castro II lo tendría que pagar caro en el mercado mundial.

Por eso a la tercera puede que vaya la vencida. No existe un tercer mecenas de relevo para mantener al zángano "revolucionario" del Caribe. Los cubanos  se preguntan: si la aguda escasez de ahora tiene lugar con Maduro en Miraflores todavía enviando dólares y petróleo a la Isla, ¿cómo será la crisis cuando él caiga? El  segundo "Periodo Especial" que ya azota a la población va a dar paso un tercero, y peor.

La conclusión es obvia: o se reinstaura la propiedad privada y se liberan las fuerzas productivas, o Cuba deviene otro Burundi, Chad o Sudán, con el pueblo dependiendo de la caridad pública internacional.

Cayendo el chavismo, el modelo estalinista-castrista habrá llegado a su fin. Habrá cambios en Cuba. Probablemente la cúpula castrista se lance al modelo dictatorial chino o vietnamita, pero eso es tema para otro análisis.

DIARIO DE CUBA

'Periodo Especial' sobre 'Periodo Especial'

DDC TV21 de Mayo de 2019 - 13:09 CEST.1
Última actualización el Jueves, 06 de Junio de 2019 05:20
 
Así se mata la iniciativa civil y se criminaliza a un cubano PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Martes, 28 de Mayo de 2019 04:53

Por ADRIÁN RODRÍGUEZ B.-

Javier Larrea, estudiante de Derecho, es el responsable por la parte estudiantil del grupo Bienestar Animal Cuba (BIENAC). Sin embargo, a inicios de esta semana comenzó a circular un vídeo en YouTube en el que otra líder del proyecto, la profesora Dagny Granela Martín, lo defenestra. De un selfie que él mismo hizo y se empleó como imagen en el vídeo, Javier fue eliminado como si se tratara de alguna novela orwelliana.

Este episodio es el más reciente de una lucha de meses para realizar una marcha por los derechos de los animales en la ciudad de Santa Clara. Javier ya no quiere hablar. El 21 de marzo cerró su cuenta en Facebook y actualmente se niega a dar declaraciones.

Esta es la historia de cómo se mata la iniciativa civil y se criminaliza a un cubano de bien.

A inicios de este año, un grupo de activistas por el bienestar animal en La Habana obtuvo permiso para una marcha. Fue la primera de tipo independiente en la etapa revolucionaria donde se permitió portar carteles y gritar consignas. Con ese antecedente, Javier inició los trámites legales para realizar una peregrinación similar en Santa Clara, la ciudad donde reside y estudia. Se presentó ante el gobierno municipal y llenó el formulario de petición correspondiente.

En una entrevista audiovisual con DIARIO DE CUBA a finales de abril, la única en ese formato que ofreció, explicó el dilatado proceso en que estaba inmerso para realizar la peregrinación por los animales. En ese momento, contó que semanas después de hacer la solicitud, y viendo que no era contactado, escribió en su cuenta personal en Facebook sobre la demora.

A partir de entonces, recibió ataques de "hasta 45 perfiles falsos" en esa red social. Larrea también se comunicó con las autoridades locales para darle seguimiento a la propuesta de marcha. Fue citado.

A diferencia de ocasiones anteriores en las que entró al edificio del gobierno local, esta vez fue recibido con un protocolo que incluyó retirarle los teléfonos celulares a él y a una joven que lo acompañaba. En la oficina del vicepresidente que lo atendió se encontraba un agente de la Seguridad del Estado, quien estuvo presente durante todo el encuentro.

La respuesta final a su petición fue que "la marcha no es de interés del Gobierno". Javier decidió elevar su solicitud al gobierno provincial, a modo de apelación. En las declaraciones a DIARIO DE CUBA informó que estaba esperando una llamada que le fue prometida en el término de una semana. Han pasado cuatro semanas desde aquella entrevista.

El teléfono del joven santaclareño no ha registrado ningún número gubernamental, no así su cuenta de Facebook, desde la que informó las sucesivas dilaciones y negaciones a la solicitud que hizo a título personal, nunca a nombre de BIENAC.

El vicepresidente del gobierno municipal, Osmani García López, comentó en un post de Javier que la "estrategia" del joven "es manipular la información" a su conveniencia.

"Ni el gobierno, ni los vicepresidentes tienen culpa de tus caprichos, este es un país de orden y no de hacer lo que cada cual le venga en gana, busca una solución a tu problema en las entidades estatales que lo tienen en su encargo social", escribió García.

¿Recuerdan la marcha animalista de La Habana? El funcionario que la permitió porque tal facultad estaba en su "encargo social" fue destituido.

Esta actitud no significa, necesariamente, que el Gobierno cubano odie al movimiento de protectores de animales, sino que teme a la aglomeración de ciudadanos en las calles.

Por ese motivo prohibió una movilización por la familia solicitada en 2018 por varias denominaciones evangélicas, que convocaría a miles de personas, o intimidó a los organizadores de una "marcha" por la música electrónica en el Malecón, que no era sino una etiqueta publicitaria de un grupo de DJs.

Pero en concreto, ¿de qué se acusa a Javier? ¿Por qué una de las responsables de BIENAC por la parte profesoral, Dagny Granela Martín, lo trata como traidor en un vídeo que ahora circula en internet y, a través de Zapya, de celular en celular en la Universidad Central de Las Villas? ¿Lo hará para desmarcarse ella y a la BIENAC de la perseverancia y la valentía de Javier? En Cuba cualidades como esas cuestan caro.

Camila Rodríguez, uno de los perfiles falsos que han acosado a Javier en Facebook señaló que el joven universitario "fue capaz de buscar apoyo desde el sitio contrarrevolucionario DIARIO DE CUBA", en referencia a las declaraciones que ofreció en abril.

"Si publica en Facebook es malo, si publica en DIARIO DE CUBA es malo. ¿Qué tenía que hacer: tragarse la respuesta? ¿Lo hubieran publicado en VanguardiaGranmaJuventud Rebelde?", se preguntó la activista por el bienestar animal Claudia María Larrea.

"El corte político, digamos, lo puso el Estado cuando expulsaron a la persona que aprobó la marcha animalista en La Habana por esa aprobación y cuando la única respuesta a la solicitud de Javier fue: 'no es de interés del Gobierno'. Que Javier haya decidido publicar al respecto no tiene nada de injusto. ¿Hay algo de injusto en publicar verdades? ¿Acaso esa respuesta del gobierno tenía que ser encubierta?", añadió en otro comentario.

La persona tras el perfil Camila Rodríguez también esgrimió que Javier "traicionó" a "sus propios compañeros de aula y a su amiga Dagny [Granela Martín] para hacer acciones a sus espaldas".

"La idea de la marcha era una idea individual de Javier, en su solicitud estaba su nombre, no BIENAC, así que los integrantes del proyecto no tenían por qué sentirse traicionados por una idea particular de Javier", ripostó Claudia María. "Idea que no va en contra de los objetivos de BIENAC sobre concientizar".

La lucha por la protección de los animales en Cuba ha tomado fuerza. Javier desarrolló un fuerte activismo en redes sociales por incluir la protección animal en la nueva Constitución, "aprobada" el pasado 24 de febrero, con una iniciativa desde Change.org que superó las 2.000 firmas. Fundó Bienestar Animal Cuba (BIENAC) junto a otras personas de la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas (UCLV), institución bajo la que se adscribe el proyecto.

El uso de Facebook ha sido definitorio en el poder de convocatoria y las simpatías que despierta BIENAC. El colectivo ha llegado a acuerdos con Zoonozis (control animal) para preservar la vida de los perros que viven en la universidad. Con el Departamento de Epidemiología de Santa Clara, se ocupa de la salud de los animales, y hasta consiguió que la universidad le diera una cuota de alimentos.

Pero ahora Javier está en silencio. Tantas presiones por parte del gobierno local, la Seguridad del Estado y ahora una dirigente de la organización a la que se ha dedicado durante un año, lo han alejado de la palestra pública, al menos temporalmente. ¿Qué deberíamos hacer?

DIARIO DE CUBA

Una marcha contra el maltrato animal 'no es interés del Gobierno'

DDC TV29 de Abril de 2019 - 22:40 CEST.0
Última actualización el Viernes, 07 de Junio de 2019 03:28
 
«InicioPrev12345678910PróximoFin»

Página 2 de 328

Precisiones a Rodrigo Malmierca

Indicado en la materia

Por Dimas Castellanos.-  El ministro de Comercio Exterior e Inversión Extranjera de Cuba (MINCEX), Rodrigo Malmierca, declaró recientemente en un tuit que "La Ley 118 de Inversión Extranjera no establece ninguna limitación respecto al...

Lo que tendrá de diferente el nuevo 'Per

Indicado en la materia

Por GUILLERMO FARIÑAS.-  La Junta Militar que detenta el poder ejecutivo en la Isla no quiere siquiera que se mencione el término "Periodo Especial". Un eufemismo acuñado por el difunto Fidel Castro Ru...

Inversores cubanos sí, pero solo si vive

Indicado en la materia

Por MARIO J. PENTÓN.- La prensa oficial cubana aclaró este viernes que "no existe ningún impedimento" para que la diáspora invierta en la isla. Eso sí, bajo la Ley de Inversión Ex...

¿Adoptará Cuba el modelo chino?

Indicado en la materia

Por ROBERTO ÁLVAREZ QUIÑONES.-  Algunos lectores del artículo titulado "Cuba, a la tercera va la vencida", publicado recientemente en este diario, expresaron en el espacio para los comentarios que no están de ac...

Por qué fracasan las conversaciones Madu

Indicado en la materia

  Por Jorge Hernández Fonseca.-  En la Venezuela de hoy, hay dos posibilidades: 1) Negociar con Cuba. EUA, el Grupo de Lima y Europa negociar con la Habana. 2) Organizar una fuerza ...

El fracaso de las conversaciones Maduro-

Indicado en la materia

Por Jorge Hernández Fonseca.-  En estos encuentros se garantizarían los objetivos de Guaidó, pero el chavismo quedaría intacto y los intereses cubanos podrían encaminarse adecuadamente, además de resolver sus graves problemas in...

La mano de Cuba en las conversaciones ve

Indicado en la materia

Por Jorge Hernández Fonseca.-  Desde las fallidas negociaciones de la oposición venezolana con altos mandos de la dictadura madurista, ya se vio más o menos claro que los planes de la Ha...