Qué coordina Corea del Norte con la Cuba castrista? Raúl Castro y Díaz-Canel repasan relaciones con

El líder del Partido Comunista de Cuba (PCC, único legal), el dictador ...

Brasil: Roces entre Jair Bolsonaro y su ministro de Economía por la reforma jubilatoria

Los choques internos en el gabinete de Jair Bolsonaro mostraron un nuevo capítulo ...

Chavismo crudo: Violento motín en una cárcel de Venezuela: 30 presos muertos

Por lo menos 30 reclusos murieron y 18 guardiacárceles resultaron heridos en un ...

Donald Trump envía otros 1.500 militares a Oriente Medio por la tensión con Irán

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció este viernes que ha ...

"Ato do dia 26 terá apoio a Moro contra centrão: ‘mexeu com ele, mexeu com todos’

"A aprovação pela Câmara da medida provisória do presidente Jair Bolsonaro (PSL) qu...

Cuba


Diez veces más escaso, diez veces más caro PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Martes, 19 de Marzo de 2019 04:40

Por YUNIA FIGUEREDO.- 

Estela, cuentapropista del reparto Barbosa en el municipio La Lisa, mantiene a su familia de cinco miembros elaborando cakes por encargo y dice que nunca antes ha vivido tal insuficiencia de materias primas.

"Antes se perdía temporalmente algún producto y se sustituía por otro, ahora es una cadena de faltantes imposible de superar. Por ejemplo, el huevo y la harina, que son los principales componentes de un cake, están perdidos y, cuando aparecen, es a precios muy altos. Y ni hablar de la mantequilla, la vainilla, el chocolate y el polvo de hornear".

Su esposo, jubilado de la empresa eléctrica, recibe una pensión que apenas alcanza para comprar las medicinas que necesita. Sobre los hombros de Estela recae la manutención del hogar.

"Este mes he podido hacer un solo cake, y eso porque el interesado me trajo los ingredientes. En otros tiempos, cuando escaseaban el chocolate o la mantequilla, resolvía haciendo cake de piña, pero la piña está muy cara y, además, lleva natilla, maicena y extracto de limón, productos muy difícil de encontrar".

El Gobierno anunció recientemente el restablecimiento de algunos productos en falta, pero Mayra, en la cola del mercado de Flores, cree que la televisión dice una cosa y la realidad es otra.

"Estoy aquí desde que abrió el mercado a las 9:00 de la mañana. Ya son las 11:00 y aún no han sacado el pollo, ni el picadillo, ni las hamburguesas. Cada vez que preguntamos a los empleados dónde radica el problema de la falta de productos, responden lo mismo: 'la distribución ya se está normalizando, solo hay que confiar y tener un poco de paciencia'. ¡Qué respuesta más bella y esperanzadora!".

Tonisia, que también espera en la cola, cuenta que el día anterior sacaron aceite y el desorden que se armó no lo vio ni en el "Periodo Especial".

"Una cola de tres horas esperando que sacaran aceite y, cuando al fin los empleados aparecieron con el carro, la cola se perdió y fue una estampida lo que les cayó arriba. Los hombres atropellaron a las mujeres y no les importó que varias ancianas cayeran al piso, ni siquiera las ayudaron a levantarse".

La desigualdad social en Cuba es más evidente cuando se acentúa la escasez, que golpea con mayor fuerza a las familias de más bajos recursos.

"El mercado negro se beneficia de la crisis", dice Eulogio Vives, antiguo profesor de Economía hoy desempleado por sus ideas políticas. "Quien no pertenezca a la alta dirigencia comunista, no trabaje en el turismo, en una firma extranjera o no reciba remesas de familiares fuera del país, se la ve negras, pues todo es diez veces más caro que antes, siempre con tendencia a empeorar".

María Gracia, es una mujer pobre que reside en el barrio marginal Romerillo, tiene dos hijos jimaguas en el Servicio Militar y una niña pequeña en cuarto grado de primaria. Para mantenerlos, vende coquitos en una esquina del barrio.

Pero "el coco ha subido de precio y a veces no aparece por ningún lado. Y el azúcar tengo que comprarla en la bolsa negra, la ganancia que obtengo apenas nos alcanza para comer malamente", lamenta.

En un recorrido por bodegas y carnicerías del comercio minorista del municipio Playa, se apreció un notable atraso en la entrega de sal; en cambio, varios consumidores comentaron sobre la mejoría en la calidad de algunos productos normados, como el picadillo para niños, ya que en vez de a granel la última entrega fue en tubos parecidos a los de las tiendas en divisas; también el yogurt para niños de siete a 12 años y la jamonada.

Vivían, ama de casa residente de Jaimanitas, dice que la población está esperanzada con esa mejoría y que su tío, directivo de una empresa de alimentos, le aseguró que más adelante otros productos de la libreta de racionamiento, como el pollo, el arroz y los frijoles, se venderán también empaquetados, para limitar el robo por parte de los dependientes.

Carpio, técnico de salarios y seguridad social, duda que eso llegue a materializarse.

"Si eso ocurre habrá un éxodo de trabajadores de Comercio interior hacia otros oficios, porque los dependientes perciben salarios muy bajos y sobreviven haciendo trampas con la pesa", explica. "Además, no creo que exista una infraestructura que garantice tales volúmenes de empaquetado, ni tampoco que exista en Cuba una real estabilidad en la importación de alimentos subsidiados".

DIARIO DE CUBA

FOTOGALERÍA: Este es el panorama del desabastecimiento en Cuba

DDC11 de Febrero de 2019 - 19:46 CET.5
Última actualización el Miércoles, 27 de Marzo de 2019 04:31
 
Cuba ante lo ineludible: cambio o muerte PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Martes, 19 de Marzo de 2019 04:35

Por DIMAS CASTELLANOS.- 

El cambio es la ley más general que rige el universo. Todo, la naturaleza y la sociedad cambian, la segunda de forma cada vez más acelerada. El desenlace del caso cubano confirmará la regla.

Resultado de imagem para Cuba ante lo ineludible: cambio o muerte

Con la intención de conservar el poder, el Gobierno cubano le otorgó carácter irreversible y constitucional a un modelo inviable. De ese quimérico sueño, devenido pesadilla por su prolongada duración, Cuba podría despertar inmersa en el caos y la violencia. Para evitarlo se impone regresar de una vez por todas y tomar el rumbo que la realidad demanda.

Última actualización el Jueves, 28 de Marzo de 2019 03:55
 
Ley Libertad (Helms-Burton): Una defensa moral PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Sábado, 16 de Marzo de 2019 22:11

El presidente Bill Clinton firmó la Ley Helms-Burton en la Casa Blanca

Por JULIO M. SHILING.- 

Hace pocos días se cumplieron 23 años de la firma de la Ley Libertad de 1996 (mejor conocida como la Ley Helms-Burton). Sus objetivos expresos han sido la internacionalización de las sanciones contra la dictadura comunista cubana, penalizar o intentar penalizar a empresas extranjeras que trafican con propiedades norteamericanas y cubanas confiscadas por el régimen castrista sin indemnización y formular proyectos políticos y económicos para respaldar un proceso de democratización una vez que Cuba fuera libre.

La ley promovida por dos grandes amigos de la libertad de Cuba, el senador Jesse Helms y el diputado Dan Burton, enmendó estructuralmente el embargo estadounidense contra el castrocomunismo al trasladar su jurisdicción de la rama ejecutiva a la legislativa. Innegablemente, el fusilamiento en el aire de los pilotos de la organización humanitaria Hermanos al Rescate empujó al presidente Bill Clinton a ceder ese espacio ejecutivo, sabiendo que lograr un consenso en el congreso para algún día anular el embargo de un plumazo sin Cuba haber alcanzado la libertad sería una tarea difícil. Tan es así que el presidente Barack Obama reanudó los lazos diplomáticos con la Isla comunista e hizo todo lo que pudo para debilitar el embargo, pero no logró su erradicación, precisamente por radicar éste en el terreno legislativo.

La Ley Libertad contiene 4 capítulos. Sintetizando cada capítulo (o título), podemos decir que el primer título ha buscado profundizar y extender globalmente las sanciones contra el despotismo marxista-leninista en La Habana. El segundo título se ha concentrado en confeccionar un plan para reconstruir a Cuba, ayudar a fundamentar las instituciones para enraizar una democracia y especificar las condiciones para categorizar correctamente lo que constituye una democracia. Hasta ahí todo bien. El tercer y cuarto capítulo, sin embargo, han servido hasta el momento de mero adorno.

El tercer título propuso un mecanismo brillante y ambicioso para defender los derechos de propiedad de los norteamericanos y de los cubanos naturalizados de lo que ha sido catalogado como el robo de propiedad norteamericana más grande en la historia. La intención ha sido, por medio de tribunales estadounidenses, acceder a una indemnización justa a entidades con activos al alcance de los EEUU y responsabilizar a esos que se han beneficiado de traficar en esas propiedades robadas. El cuarto título sentenciaba a los individuos extranjeros implicados en utilizar y lucrar con esos bienes confiscados por el castrismo, a los cuales les cerraría la puerta de entrada a territorio estadounidense.

La Ley Libertad, al contener una cláusula de escape que le permite al presidente norteamericano suspender la aplicación del tercer capítulo, anula la potencialidad de esta herramienta jurídica. El cuarto capítulo, por naturaleza, cae inerte con la suspensión presidencial del título tercero. De modo bipartidista y con la precisión de un reloj suizo, cada presidente de los EE UU desde que dicha ley está vigente, ha ejercido la cláusula de suspender la implementación de dicho título. El aporte más innovador de esta ley ha sido, precisamente, esa sección que nunca se ha ejercitado.

Los detractores de la ley han sido numerosos. La objeción no ha venido solamente de la dictadura castrista. Los intereses comerciales globales y los representantes de gobiernos democráticos que responden a esos intereses también han hecho eco de su oposición a la Ley Libertad. Algunos miembros de la oposición y la disidencia cubana han manifestado en diferentes momentos, de igual modo, su discrepancia con la misma. Examinemos algunos de esos argumentos.

Críticos de la Ley Libertad insisten que es “extraterritorial”. Eso es cierto. Lo es. Los derechos naturales también poseen una dosis de extraterritorialidad. La Declaración Universal de los Derechos Humanos (ONU) es extraterritorial. No podemos hablar de una ética democrática o una moralidad republicana sin tomar en cuenta y ser receptivo a valores universales que no reconocen fronteras o límites de territorio. Es en el dominio de la extraterritorialidad, justamente, donde se halla lo más enaltecedor de la Ley Helms-Burton.

Se dice que la Ley Libertad es injerencista. Bueno, todos los procesos políticos a través de la historia están atiborrados con determinaciones que deben su resultado a factores internacionales. Excepciones a esta regla, en todos los casos de relevancia histórica, no existen. El castrocomunismo debe su existencia a la injerencia de la URSS y del comunismo internacional en los asuntos de Cuba. No me refiero aquí solamente en el sostén y la manutención después de tomar el poder en 1959. Evidencia clara sobre el tema aparece en la tesis del periodista Salvador Díaz Versón, que denunciaba la subversión comunista en Cuba y su dirección centralizada a partir del Tercer Internacional o Internacional Comunista (Komintern 1919).

Fidel y Raúl Castro y el movimiento que ellos encabezaron para derrocar el régimen autoritario de Fulgencio Batista contó con apoyo de la KGB y la URSS. Entre las obras recientes que abordan el tema se encuentran: César Reynel Aguilera, El soviet caribeño: La otra historia de la revolución cubana (Buenos Aires: Penguin Random House, 2018); Juan B. Yofre, Fue Cuba: La infiltración cubano-soviético que dio origen a la violencia en Latinoamérica (Buenos Aires: Sudamericana, 2014); Vasili Mitrokhin y Christopher Andrew The World Was Going Our Way: The KGB and the Battle for the Third World (New York: Basic Books, 2005).

En la apreciación de una cuestión política, muchas veces se confunde el efecto con la causa. Esto lleva a que se apliquen recetas que no logran vencer el mal que se afronta. Las dictaduras en general, y las totalitarias en particular, deben su estadía en el poder a su capacitación para neutralizar fuerzas opositoras a su dominio político. Esa ineficacia que promueven entre los que podrían retarles al poder, es facilitado por medio de una combinación de herramientas que incluye el terror para aminorar desafíos contestatarios, una red amplia de espionaje y contraespionaje y la imposición de la contracultura para intentar manipular la realidad que los ciudadanos intramuros perciben. Todo esto precisa de una enorme cuantía de capital. Cuando le añades que la variante económica castrista sigue estancada en un mercantilismo socialista, la presión para adquirir dinero se complica aún más.

En un sentido integral, el embargo estadounidense contra el gobierno de los Castro y la Ley Helms-Burton en específico contiene la constitución legal seminal para negarle recursos imprescindibles que la maquinaria represiva del castrocomunismo necesita y utiliza para sustentarse en el poder. Sin la comodidad financiera para costear el precio que tiene la prolongación de un formulario estructural comunista, la supervivencia queda imposibilitada. Las empresas extranjeras, que en complicidad con el castrismo desde la década de los noventa aprovecharon la modificación a la economía que propuso el oficialismo dictatorial cubano, no hubieran prosperado si se hubieran aplicado los títulos 3 y 4 de la Ley Libertad.

Desde un prisma justiciero sí consideramos que el robo es un delito, entonces el saqueo que el castrismo realizó con los negocios y las inversiones de los cubanos y los norteamericanos ha sido un crimen olímpico. Es inimaginable que pueda haber habido una reconciliación diplomática entre los EE UU y el comunismo cubano y que el tema de las propiedades comerciales confiscadas no se haya resuelto satisfactoriamente. No obstante, ese ha sido el caso. Todos los cubanos tendrán la oportunidad, con el favor de Dios, de poder contar algún día, en una Cuba libre, con un proceso de justicia donde el Estado cubano democrático intentará remediar tantas injusticias. Por ahora, la administración Trump tiene la oportunidad de romper la penosa tradición de negarle la vida a uno de los instrumentos más viables para promover la libertad de Cuba, indemnizar a sus ciudadanos por el robo de sus pertenencias y de enaltecer principios vitales para una  democracia. Ojalá que el tercer y el cuarto capítulo de la Ley Libertad sean implementados. De un plumazo se resolverían muchas cosas en nuestro continente.


CUBANET

Última actualización el Lunes, 25 de Marzo de 2019 21:02
 
Un partido “anti-revolucionario” para Cuba y Venezuela PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Viernes, 15 de Marzo de 2019 05:24

Por José Azel.- 

El Partido Anti-Revolucionario (no contrarrevolucionario) fue un partido político Protestante Ortodoxo fundado en Holanda en 1879 por Abraham Kuyper, un pastor protestante y teólogo. El Partido Anti-Revolucionario se oponía sólidamente a los ideales “liberté, égalité y fraternité”, de la Revolución Francesa. En lugar de libertad, igualdad y fraternidad, el Partido Anti-Revolucionario favorecía la divina providencia, jerarquía y la “pilarización” (segregación vertical de la sociedad en “pilares” o  columnas). Como no me gustan las revoluciones, menciono el Partido Anti-Revolucionario en este artículo solamente para que el lector sepa que no inventé el nombre.

En ciencias políticas, una revolución se define como un cambio fundamental y abrupto en el poder político, que ocurre típicamente cuando una población se rebela contra el gobierno debido a opresión política, social o económica percibida. Pero en mecánica revolución significa prácticamente lo contrario. Se define como regresar al punto de partida, rotación en un eje central que regresa a donde comenzó el movimiento. O, como cubanos y venezolanos han descubierto, revolución significa muchas veces girar en círculos hacia ningún lugar.

Entonces, una cuestión fundamental para una nueva generación de líderes opositores es cómo puntualizar una ruta de cambio en sus países que no regrese al punto de partida de las revoluciones. Es decir, cómo constituir e instalar un gobierno representativo basado en la soberanía popular y la voluntad de la mayoría. Esto es un reto, dado que la reciente historia de Cuba y Venezuela no proporciona mucha visión y dirección para el futuro. Es una historia de cultura política apagada y estática que solamente enseña cuáles sistemas de gobierno no funcionan.

Considérense las implicaciones para Cuba y Venezuela de un ejemplo citado por la historiadora Susan Dunn en su excelente libro “Revoluciones Hermanas”. Al final de la Revolución Francesa, el término “república” devino una idea desacreditada en Francia. “En un plebiscito en 1799 el pueblo de Francia votó por la constitución que garantizaba la autocracia de Napoleón. El resultado fue 3.011.007 por 1.562”. Es decir, votaron abrumadoramente en favor de una dictadura.

Los franceses querían entonces la estabilidad que Napoleón ofrecía. Francia no conocería gobierno republicano en los siguientes 72 años. El voto por un “hombre fuerte” tuvo lugar después de solamente diez años de Revolución Francesa. Cuando escribo, las revoluciones venezolana y cubana tienen veinte y sesenta años respectivamente. ¿Quién recuerda hoy en Cuba lo que implica un gobierno representativo?

En estados totalitarios y autoritarios como Cuba y Venezuela la ausencia de cultura política vigorosa, competitiva e incluyente significa que la sociedad carece de visión política. Cualquier concepción política existente será del tipo equivocado.

Alexis de Tocqueville, comentando sobre la Revolución Francesa, señalaba que la ausencia de libertades políticas había hecho al mundo de los asuntos políticos no solamente extraño, sino invisible para los franceses. Su receta para el cambio exitoso demandaba intensa visión política y experiencia práctica en instituciones políticas representativas. Pero en Francia del siglo XVIII no había experiencia práctica en gobiernos representativos, como mismo no la hay actualmente en Cuba o Venezuela. Para Tocqueville, era imposible para la Francia de su tiempo producir líderes capaces de establecer una democracia virtuosa. ¿Es esta la situación actual de Cuba y Venezuela?

Tomás Jefferson tampoco estaba impresionado por la aptitud francesa para cultura política seria. En una carta a Abigail Adams, escribió que “todo lo que uno puede hacer por los franceses es rezar para que el cielo les envíe buenos reyes” (Dunn). De alguna manera, Cuba y Venezuela, agobiadas con instituciones que no corresponden a un futuro libre y plagadas con una clase política ajena a la política representativa, deben encontrar una vía anti-revolucionaria de transformación. Me niego a aceptar que lo más que podamos esperar sea que el cielo nos envíe buenos dictadores.

Con suerte, el futuro de Cuba y Venezuela no será determinado por la historia sino por un sólido pensamiento político. En un momento de su vida, Jefferson actualizó su intenso pensamiento revolucionario: “Debemos contentarnos con viajar hacia la perfección, paso a paso”. Quizás, pero Cuba y Venezuela tienen que utilizar su imaginación para definir, en libertad, un futuro político anti-revolucionario.

(El último libro del Dr. Azel es “Libertad para Novatos”)


CUBANET

Última actualización el Miércoles, 20 de Marzo de 2019 05:31
 
Minnie Mouse le gana la partida a la Revolución PDF Imprimir E-mail
Escrito por Indicado en la materia   
Miércoles, 13 de Marzo de 2019 05:40

Resultado de imagem para Mickey Mouse che guevara

Por YOANI SÁNCHEZ.-

¿Se acuerdan de aquellos años en que la televisión nacional no transmitía dibujos animados del mundo "capitalista"? Mi generación creció mirando muñequitos soviéticos, polacos, checos y búlgaros; algunos de buena factura, pero otros toscos y aburridos, con un claro mensaje ideológico y de "colectivización", además de una excesiva tendencia a la tragedia, el drama, el frío y las estepas que poco tenían que ver con la necesidad de diversión de un niño nacido en el trópico.

Bueno, pues me he acordado de aquel veto al pato Donald, Mickey Mouse y el perro Pluto al ver la foto de "baño de masas" de Miguel Díaz-Canel que publica hoy la prensa oficial.

Miguel Díaz-Canel saluda a la multitud en esta imagen publicada por la prensa oficial. (Granma)

Cada mañana, los periódicos controlados por el Partido Comunista se sienten en la obligación de mostrar imágenes donde se ve al nuevo mandatario (colocado a dedo en su puesto) como alguien popular y cercano a la gente, pero en esa intención se le van algunas pifias o detalles indeseados para el Partido Comunista de Cuba.

Como un guiño, la camiseta de esta niña deja ver que Disney se impuso sobre la Revolución. Minnie ha sido más fuerte que la censura y a estos niños de hoy les queda más cercano Bugs Bunny que Bolek y Lolek.

14 Y MEDIO

Última actualización el Sábado, 23 de Marzo de 2019 13:32
 
«InicioPrev12345678910PróximoFin»

Página 8 de 324

José Martí, bien distante de la idea soc

Indicado en la materia

Por: Dr. Alberto Roteta Dorado.-  José Martí destacó que todas las clases de socialismo “convienen en una base general, el programa de nacionalizar la tierra y los elementos de producción”. Pero de...

La mano de Cuba en las conversaciones ve

Indicado en la materia

Por Jorge Hernández Fonseca.-  Desde las fallidas negociaciones de la oposición venezolana con altos mandos de la dictadura madurista, ya se vio más o menos claro que los planes de la Ha...

La crisis cubana y el ciclo de la sobrev

Indicado en la materia

Por YOANI SÁNCHEZ.- Desde un balcón la mujer ve llegar el camión refrigerado que abastece a la tienda de la esquina. No pierde un segundo y grita: "¡Maricusa, llegó el pollo!". En...

La otra cara de la heredera: ¿Quién es e

Indicado en la materia

Por  TANIA DÍAZ CASTRO.-  Acostumbrados como estamos los cubanos a vivir bajo el manto tenebroso de una dictadura castrista, en la que se ha usado tanto la mentira o el silencio po...

El fracaso del alzamiento en Venezuela y

Indicado en la materia

Por Jorge Hernández Fonseca.-  Cuba sale de esta crisis siendo la principal ganadora, sin que necesariamente tenga que dejar sus intereses de lado (petróleo) siempre que, durante las negociaciones para retirar to...

La rebelión del 30 de Abril en Venezuela

Indicado en la materia

Por Jorge Hernández Fonseca.-  Los cubanos sabemos que la principal arma de los servicios secretos de la isla es la infiltración en las huestes enemigas. Por otro lado, es la contrainteligencia cu...

Cuba, Venezuela y Nicaragua 2019: Libert

Indicado en la materia

Por Jorge Hernández Fonseca.-  Se ha configurado una trilogía “del mal” triangulando a Cuba, Venezuela y Nicaragua como los países donde es necesario actuar democráticamente. El heroísmo de los pueblos nicaragüense y ...